Las vanguardias en España

Comienza el siglo XX, y en España se produce una apertura cultural hacia Europa, que propicia el desarrollo del vanguardismo español, además de hechos como los siguientes:

  • En 1909, Ramón Gómez de la Serna publicó la traducción del Manifiesto futurista, y en 1910 la Primera proclama futurista a los españoles en una revista llamada Prometeo. La influencia del futurismo en la poesía española no fue decisiva, pero se percibió en la elección de la temática, que se relacionó con la vida moderna y los avances técnicos.
  • En 1918 llegó a España el poeta chileno Vicente Huidobro, que fundó el creacionismo junto con Pierre Reverdy en la revista francesa Nord Sud, y en 1919 surgió el Primer manifiesto ultraísta en la revista Cervantes, en el que se anunciaba la publicación de la revista Ultra.
  • En 1925 se publica la traducción del Manifiesto surrealista de Breton. El surrealismo en España fue impulsado por el poeta Juan Larrea, y fue la vanguardia que más influyó en España.

Ramón Gómez de la Serna

Gracias a Ramón Gómez de la Serna recibimos las primeras manifestaciones de la vanguardia española. A través de la revista Prometeo y de sus tertulias en el café Pombo, este autor llevó a cabo una importante labor creadora y de divulgación en los movimientos de vanguardia de comienzos de siglo. Su literatura coincide con las distintas vanguardias europeas, pero su individualismo marcado lo lleva a fundar un -ismo propio: el ramonismo.

Gómez de la Serna hizo aflorar varios géneros, entre los que se encuentran las greguerías, que él definió como metáforas a las que se añadía el humor. Las vanguardias concebían el arte como un juego, y este sentido lúdico es lo que se refleja en las creaciones de este poeta. Las greguerías son textos breves en los que se parte de objetos y circunstancias cotidianas para después ofrecer asociaciones que no responden a la lógica de la realidad y así producen un efecto de sorpresa.

Asimismo, éstas expresan una visión fragmentaria de la realidad: emiten sensaciones, pinceladas, ideas, juicios y enunciados como si se tratase de sentencias. Hay varias técnicas para transmitir esta visión:

  1. Metáforas y comparaciones, a veces hiperbólicas, y asociaciones agudas: De la unión de viuda y viudo sale el niño vestido de luto.
  2. Seudoetimología, paranomasias y dilogías: Monomaníaco: mono con manía; Era tan moral que perseguía las conjunciones copulativas.
  3. Desautomatización de frases hechas y refranes: Más vale soltar el pájaro que tenerlo en la mano; Nunca es tarde si la sopa (dicha) es buena.


About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: